Casa de Rusia en Buenos Aires Casa de Rusia en Buenos Aires
Representación de la Agencia Federal para los Asuntos de Colaboración con la Comunidad de Estados Independientes, Compatriotas en el Extranjero y Cooperación Humanitaria Internacional (Rossotrudnichestvo) en Argentina (Paraguay, Uruguay)

 

Русская версия

 

Miercoles 19 de Diciembre de 2018

 

facebook casaderusia.orgtwitter casaderusia.org

 
INICIO CASA DE RUSIA PLAN DE EVENTOS EVENTOS FECHAS BIBLIOTECA ARCHIVOS CURSOS DE RUSO TALLERES FOTOS CARTAS DE
AGRADECIMIENTO
CONTACTO

«Moscú quedó en mi corazon para siempre»

19 de mayo de 2011 | San Juan

 


     Dentro del marco del Programa de cooperación en el ámbito de la ciencia, cultura y educación entre el Gobierno de la Federación de Rusia y el Gobierno de la República Argentina para los años 2010-2012 el 19 de mayo de 2011 en la provincia de San Juan se realizaron los Días de Rusia.


     Dentro del marco de este evento tuvo lugar el encuentro del Director de la Casa de Rusia con los miembros de la familia Cantoni-Bravo: la viuda de Leopoldo Bravo - Embajador de Argentina en la URSS (1953-1962, 1976-1981) y la viuda de Leopoldo Alfredo Bravo - Embajador de Argentina en la Federación de Rusia(2006 - octubre de 2010) .


      La historia de la familia Cantoni- Bravo está inseparablemente relacionada con la historia de las relaciones soviético-argentinas. El fundador de la dinastía - Federico Cantni - fue un eminente hombre político argentino, que reiteradamente ocupó el puesto de Gobernador de la provincia de San Juan, en la que realizó importantes reformas sociales, que fueron consolidadas en la Constitución regional aprobada en el 1927.


      La ley fundamental de la provincia de San Juan fue la primera que dio el derecho de voto a las mujeres (en todo el país las mujeres obtuvieron este derecho solo en 1947). Esta constitución consolidó la separación de la iglesia del gobierno y confirmó el carácter laico de la educación primaria y secundaria. La educación no solo pasó a ser gratuita sino ofreció ayuda económica a los alumnos de familias carenciadas. Fue la primera Constitución que proclamó los derechos sociales para los trabajadores: jornada de 8 horas de de trabajo, salario mínimo, pensiones y asistencia social para jubilados y por incapacidad.


     Por sus reformas a Cantón, con razón, lo llaman el predecesor de Juan Perón. Con la llegada de Perón al poder y con el establecimiento en 1947de las relaciones diplomáticas entre ambos países Cantoni fue designado Embajador de Argentina en la Unión Soviética. La designación a este puesto de una figura tan eminente confirma la gran importancia que el Presidente de la Republica de Argentina dio a las relaciones con la Unión Soviética. Sin embargo el comienzo de la Guerra Fría no favoreció el desarrollo de las relaciones bilaterales y Federico Cantoní abandonó la Unión Soviética.


     A principios de 1953 su hijo Leopoldo Bravo fue nombrado el jefe de la misión diplomática en Moscú El heredó no solo el puesto diplomático de su padre pero también encabezó el partido bloquista creado por Kantoní y tres veces ocupó el puesto del Gobernador de la Provincia de San Juan y fue miembro del Senado de la Nación de la provincia.


      En su actividad política Bravo continuó la política de su padre. Pero él obtuvo fama mundial después de su encuentro con I.V.Stalin el 7 de febrero de 1953. La reunión se destaca por el análisis de la perspectiva del desarrollo de las relaciones bilaterales como también las formas de desarrollo de Argentina y América Latina en general. Ante todo, el gobierno soviético dio prioridad al desarrollo de las relaciones comerciales, especial atención se prestaba a la independencia económica de Argentina de los países occidentales. Al mismo tiempo I.V.Stalin expresó su apoyo al gobierno de Perón al decir que "sería muy bueno para Argentina lograr su independencia económica paulatinamente".


     La próxima vez cuando Leopoldo Bravo estuvo en el foco de la atención internacional fue en 1980 cuando Argentina se negó a apoyar el embargo de cereales de EE.UU contra la URSS. Los esfuerzos del diplomático argentino fueron bien apreciados por los dirigentes de la URSS que consideraban a Leopoldo Bravo exclusivamente como un amigo del pueblo soviético. Este respeto a la familia Cantoni-Bravo, de parte de los dirigentes soviético - rusos, se expresó en la preferencia que les dieron a ellos eligiéndolos como candidato al puesto de Embajador de la República Argentina en la Federación de Rusia a principios del siglo XXI.


     En 2006 el puesto de Embajador de Argentina en Rusia ocupó el hijo de L.Bravo- Leopoldo Alfredo Bravo, que hasta su muerte en octubre de 2010 llevó las relaciones entre Rusia y Argentina al nivel de la cooperación estratégica.


     Al dirigirse a los miembros de la familia Cantoní-Bravo el Director de la Casa de Rusia señaló que el pasado contiene una gran cantidad de información interesante e importante sobre las tendencias y los lineamientos de la formación de la cooperación ruso-argentina en diversas etapas del desarrollo. "Sin conocer el pasado es imposible manejar el presente y construir correctamente el futuro. Como ha dicho el famoso historiador ruso V.O.Klyuchevskiy la historia "es un faro que brilla del pasado iluminando el futuro"- concluyó el Director de la Casa de Rusia en Buenos Aires.


      Durante la reunión de D.I.Kravtsov con la viuda de Leopoldo Bravo y la madre de Leopoldo Alfredo Bravo doña Ivelise Falcioni de Bravo, ella con entusiasmo recordaba el periodo de su estancia en la Unión Soviética señalando la belleza de la capital y la amabilidad de nuestra gente. "Moscú quedó en mi corazón para siempre. Hasta ahora recuerdo claramente la belleza de las catedrales ortodoxas, los majestuosos muros del Kremlin, las obras de arte de los museos rusos, la música de grandes compositores rusos, la amabilidad y la hospitalidad de su gente, la belleza del subte de Moscú y por supuesto los encuentros con los dirigentes del país",- señaló doña Ivelise.


     A su vez la esposa de Leopoldo Alfredo Bravo Laura Adámoli de Bravo relató sobre sus impresiones de su estancia en Rusia contemporánea subrayando la importancia del desarrollo de los contactos humanitarios entre ambos países. "La embajada de Argentina prestaba mucha atención al desarrollo de las relaciones culturales entre Rusia y Argentina. Tenemos mucho en común entre nuestras dos naciones: somos amables y abiertas a la comunicación, muchos de sus compatriotas han hecho una gran contribución al desarrollo de nuestro país. Su trabajo en el desarrollo de las relaciones bilaterales humanitarias merece buenas palabras y juega un papel importante en la cooperación multifacética entre Rusia y Argentina, que hoy en día se encuentra al mismo nivel de la cooperación estratégica. Estamos muy agradecidos a la Casa de Rusia en Argentina por su respeto y la memoria de nuestra familia y estamos preparados para brindar la cooperación necesaria en todas sus iniciativas en el ámbito del desarrollo de las relaciones entre dos países",- subrayó Laura Adámoli de Bravo.


     A su vez D.I.Kravtsov aseguró a los miembros de la familia Cantoní-Bravo en su intención de continuar el desarrollo de las relaciones entre la Casa de Rusia en Buenos Aires y el gobierno de la Provincia de San Juan.


     Al terminar la charla D.I. Kravtsov visitó el museo del partido bloquista y dejo una firma recordatoria en el libro de visitas.

 

 

 

 

 

 

 
Дом России

Av.Rivadavia 4266 - 1205 Capital Federal - Tel: (54-11) 4982-2442 - Fax: (54-11) 4981-5596    casaderusia@fibertel.com.ar